María Belón, una madre coraje en ‘Lo imposible’

Imposible es no haber oído hablar sobre el último largometraje de Juan Antonio Bayona. Lágrimas, desmayos y mareos dan constancia de que esto no es un drama cualquiera. Ambientada en Tailandia, revive el tsunami que arrasó la región de la mano de una familia española que se encontraba de vacaciones en la zona.

Naomi Watts interpreta impecablemente a la madre de familia, una de esas ‘madre coraje’ que tanto gustan en el mundillo cinematográfico. La matriarca real es María Bello y hay una frase que explica cómo se sintió en el momento en el que se la llevó la ola y recoge su modo de ser, la clase de madre que es: “Y sales, estás sola y dices ‘yo no quiero vivir, no quiero vivir’, pero entonces pasa Lucas y tienes tres milésimas de segundo para decir ‘de qué estás hablando, María, cómo que no quieres vivir’. Vamos, corre a por él, como sea, aunque sea el último abrazo nos lo tenemos que dar”.

Ella, Naomi Wattts, o la mujer a la que interpreta, son el prototipo de esa madre coraje. Una mujer que descubre que tiene que sobrevivir al tsunami, aunque sean unos minutos, solo por estar con su hijo y, en el caso de que ocurra lo peor, poder darle un último abrazo. Es la protagonista indiscutible de “Lo imposible” y, junto con su hijo mayor, Lucas, forma la pareja ideal para explicar cómo afectó a la sociedad el tsunami.

Pero esa madre coraje quizás no lo fuese antes de la tragedia tailandesa, salió a flote en el momento de caos, cuando la ola se abalanzada sobre ellos. Esa personalidad fuerte e imbatible se forja gracias a su hijo Lucas, en el que se apoya cuando las fuerzas fallan y las heridas le impiden continuar. Ese tándem, esa unión madre-hijo, hace madurar a Lucas en tan solo unas horas y hacen de María toda una ‘madre coraje’, invencible cuando se trata de proteger a su hijo de la ola y las penurias posteriores.

Otro momento en el que saca a relucir su carácter de ‘madre coraje’ lo encontramos cuando, pese a estar desangrándose, se encuentra a un niño pequeño solo en medio de la tragedia y decide acogerle pese a la oposición inicial de su hijo Lucas, que considera que suficiente tienen con cuidarse el uno al otro como para sumar uno más al grupo. Sin embargo, ella decide que no puede abandonar a su suerte a un niño de unos 2 años y, convence a Lucas para cuidarle entre los dos.

Así, Naomi Watts interpreta a María Belón, esa madre valiente y luchadora que hará todo lo posible para superar la situación, salir de Tailandia y poder recuperar su vida anterior a la tragedia. Drama, lloros, nervios, tensión, todo un cúmulo de sentimientos se acumularán en todos aquellos que acudan al cine a ver la película, que se meterán de lleno en la piel de los protagonistas, llegando a fundirse con ellos y vivirán el tsunami con las entrañas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s